Iniciaron talleres de pintura mural en la Central de Abastos

En ambiente familiar dieron inicio las Fiestas Patrias en Iztapalapa
11 septiembre, 2017
Iztapalapa capacitará a toda persona mayor de 21 años que quiera concluir su bachillerato
12 septiembre, 2017
  • Están dirigidos al público en general y comunidad del mercado
  • Se les brindará la oportunidad de participar en la elaboración junto a muralistas de
    reconocimiento internacional.

En la Central de Abasto de la Ciudad de México (CEDA CDMX), iniciaron los talleres para el diseño y elaboración de los murales que se pintarán en la fachada de este centro mayorista. 

El artista mexicano, Sebastián Romo dio la bienvenida a los locatarios y externos al taller en donde se darán asesorías de composición, color y de técnica, para que a partir de conocimientos básicos se construya un boceto en el que se plasmen las ideas y sentimientos de quienes le dan vida a la CEDA.

Sebastián Romo explicó que al involucrar a la gente se hace comunidad y su intención es seguir con este experimento que aplica en su plataforma educativa “Atelier Romo”.

Sebastián Romo.

“No obstante y como artista visual desde mi carrera he hecho varios proyectos en el extranjero del espacio público porque es muy distinto el arte público y el espacio público, entonces me ha interesado trabajar con la gente de los lugares donde voy a hacer mis intervenciones, me parece que es un error poner una cosa sin preguntarle a nadie”, subrayó Romo.

En el marco de su 35 aniversario, la CEDA en coordinación con el colectivo Muros XI y
la agencia WDT realizan el proyecto de pintar los primeros murales en la CEDA que en
una primera etapa cubrirán parte de la fachada principal del mercado.

Héctor y Pablo, locatarios de la nave I-J, son algunos de los interesados en el proyecto Central de Muros. “Me llamó la atención que tuvieran este proyecto, al menos para mí fue una buena idea y para ver cómo es el proceso para hacer los murales por parte de los artistas”, explicó en entrevista Pablo.

Sebastián Romo señaló que la gente no tiene que gastar un solo peso, sólo se requiere “una actitud amorosa y el horario se adaptará a las necesidades de cada persona”.

Por último consideró que “si la Central de Abasto es el corazón de esta ciudad y es lo que da el alimento, ahora vamos a pensar que este corazón quiere tener alma para escucharlo y ver qué es lo que quiere hacer”.(Boletín)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *